El Partido Popular presenta rasgos característicos de corrupción generalizada que, tambien en los últimos años, se han visto reflejados por el PP en Torrejón de Ardoz: autoritarismo y ausencia de toda participación, refuerzo de los gastos superficiales en propaganda y en festejos mientras se recortan las políticas sociales o las políticas de creación de empleo, corrupción y beneficios para la empresa privada mientras se recorta lo publico. El PP pretende aparentar una solvencia en su gestión que no existe, todo lo contrario, es una gestión desastrosa que está impidiendo el verdadero desarrollo de la ciudad. En esta ocasión han tenido que intervenir los Tribunales a petición de una empresa a la que se le ha negado el derecho a licitar en igualdad de condiciones  y el Gobierno del Ayuntamiento tendrá que rectificar, pero otras veces el capitalismo “de amiguetes” funciona a la perfección y las obras son concedidas sin pudor ninguno, y los bienes de todos los vecinos y vecinas, o el patrimonio de la ciudad, entregado para que empresas privadas lo exploten, sin compensaciones justas para la ciudadanía. Más allá de la apariencia, Torrejón de Ardoz sufre un retraso estructural a todos los niveles, que cada día se agrava más.©

 

Capitalismo de amiguetes en Torrejón de Ardoz, o la virtud de gobernar con muchos votos enriqueciendo solo a unos pocos

En Torrejon ya se produjeron en el pasado concesiones a empresas privadas para explotar suelo público o recursos públicos proporcionándoles amplios márgenes de beneficio para que manteniendo la apariencia: desarrollar servicios para los y las ciudadanas se hiciese lo importante: beneficiar a unos pocos.

Benefició a unos pocos con la construcción del hospital de Torrejon de gestión íntegramente privada.

Benefició a unos pocos con la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo a la que se le cedió suelo público para el desarrollo de infraestructuras como la Caja del Arte, el balneario urbano o el Centro Jose Antonio Paraíso, gestionados hoy íntegramente por empresas privadas. A estas empresas privadas, que gestionan lo público,  se les permite por ejemplo montar una discoteca los fines de semana, o un restaurante de una gran cadena comercial que tambien explotan pero por el que no pagan impuestos, y por el que todos los vecinos y vecinas además les pagamos luz, agua y demás.

Benefició a unos pocos con el Parque Europa repartiendo concesiones administrativas a empresas privadas que no aportan prácticamente nada a las arcas municipales y a las que se les permite poner los precios que quieran y disfrutar de beneficios sin ningún control.

Y en esta legislatura el Partido Popular quiere beneficiar también a unos pocos, con la construcción de una residencia de mayores (en régimen de gestión privada- concertada pero desarrollada en suelo público), un colegio de educación especial y un centro deportivo que venden como la primera fase de una gran ciudad deportiva pero que no lo es en ningún caso.

Paralizada la licitación de obras para un nuevo proyecto con el dinero de todos, en beneficio de unos pocos

Detengámonos sobre este último porque hoy es noticia ante la denuncia unánime de la oposición de cómo se pretendieron hacer las cosas con el mismo y la presentación de dos mociones en pleno para su debate, una de Ganar Torrejon y Si se puede y otra del PSOE, el equipo de gobierno pretendía conceder un terreno a una empresa privada durante 40 años con un beneficio estimado de más de 45 millones de euros que solo debería compensar la empresa concesionaria con 1.8 millones de euros y que le permite en el pliego por ejemplo hipotecarse para financiarlo o desarrollar espacios comerciales, de cafetería y otros.

Una operación que tiene el dudoso éxito de conseguir que grupos políticos con ideologías diferentes como Ciudadanos, Ganar Torrejon, Si se Puede y el PSOE nos unamos para votar en contra y denunciar una operación tan sumamente gravosa para los intereses de los y las vecinas y tan beneficiosa solo para unos pocos, 13 concejales en contra nada menos. Pues bien hoy los tribunales tumban esta propuesta porque además de gravosa para todos y todas se tramito con total opacidad y saltándose (como dice la ley) varias normativas de obligado cumplimiento.

Vamos a denunciar y seguir trabajando

¿Quién se hace responsable de estos incumplimientos? Nosotros lo tenemos claro el duo que gobierna Torrejon; el verdadero alcalde, vicealcalde, portavoz y concejal de urbanismo y el que pone la cara en las decisiones tratando de hacerlas parecer a veces un poco más amables de lo que son, Ignacio Vazquez. Es el gobierno de unos pocos para unos pocos mientras se engaña al conjunto de la población con publicidad y festejos.

Y mientras la ciudad de Torrejón seguirá acumulando retrasos estructurales en su desarrollo, los servicios públicos diezmados, la cultura que debía de ser de todos y todas en manos privadas con la única intención de sacar beneficios en las cuentas anuales. Las vecinas y vecinos no son tenidos en cuenta para el desarrollo sostenible de la ciudad, ni para un reparto justo de la riqueza en los barrios de Torrejon, ahí también hay injusticia y diferencias.

Vamos a denunciar y seguir trabajando para hacer conocer la realidad a los vecinos y vecinas antes de que sea demasiado tarde y la losa de la deuda y los regalos de patrimonio publico hagan prácticamente irreversible la situación.

 


En el LINK de la siguiente imagen podrás consultar en PDF la resolución completa del Tribunal de Contratación de la Comunidad de Madrid, que ha suspendido el concurso para la adjudicación del gimnasio del Soto del Henares, porque el Gobierno del Ayuntamiento no cumplía con la Ley.